Saltar al contenido

Palacio Episcopal Plasencia: el tesoro del Obispado

    Cuando visites la encantadora ciudad de Plasencia, no puedes perderte la oportunidad de maravillarte con dos joyas arquitectónicas que se erigen majestuosas en el corazón de la urbe: el imponente Palacio Episcopal, también conocido como Palacio del Obispado, y la magnífica Catedral.

    Justo enfrente de la imponente Catedral, se alza el Palacio Episcopal de Plasencia, formando un dúo arquitectónico de ensueño. Estos dos emblemáticos edificios comparten un vínculo histórico y una estrecha relación que te transportarán en el tiempo.

    palacio episcopal plasencia

    Al adentrarte en la Catedral, descubrirás la grandeza de su arquitectura y podrás explorar su interior llena de historia y esplendor. Contempla la elegancia de su diseño renacentista y admira los detalles intrincados de su fachada. Pero no te detengas aquí, pues al levantar la vista te encontrarás con el imponente Palacio Episcopal de Plasencia, cuyo esplendor arquitectónico te dejará sin aliento.

    Palacio Episcopal de Plasencia: una joya arquitectónica frente a la Catedral

    Sumérgete en la historia y la belleza del Palacio Episcopal de Plasencia, un majestuoso edificio que refleja el esplendor del Renacimiento. Su construcción se remonta al ambicioso proyecto del obispo Gutierre Álvarez de Toledo, seguido por el prelado Gutierre Vargas Carvajal en el siglo XVI.

    La fachada renacentista del palacio cautiva con su ornamentación y las armas del obispo Vargas Carvajal sobre el dintel de la portada principal. El patio principal sorprende con una elegante solana y el ala norte exhibe un artesonado renacentista de gran interés.

    A lo largo de los siglos, distintos obispos dejaron su huella en el palacio. El obispo Ponce de León realizó remodelaciones selectivas para albergar su fascinante colección de códices y volúmenes, que luego formaron parte de la Biblioteca del Monasterio de San Lorenzo de El Escorial. Además, diseñó un hermoso patio con amplias cisternas para almacenar agua. En el siglo XVIII, el obispo González Laso aportó amplios salones y un oratorio de estilo colonial.

    El claustro del Palacio Episcopal, columnado en tres bandas y de dos plantas, exhibe arcos renacentistas que han sido cegados con el tiempo. Aún se pueden admirar los balcones de forja en su parte alta, junto a una fuente con una columna blasonada y una larga serie de escudos de prelados que cuentan la historia de la diócesis de Plasencia.

    Hoy en día, el Palacio Episcopal, también conocido como Palacio del Obispado, alberga las oficinas diocesanas, la biblioteca del antiguo colegio de los jesuitas y el Archivo diocesano. No te pierdas la oportunidad de explorar este tesoro histórico y sumergirte en su rica herencia cultural.

    Admira la grandiosidad de su fachada renacentista, déjate cautivar por el encanto de sus patios y descubre los tesoros que guarda en su interior. El Palacio Episcopal de Plasencia te espera para ofrecerte una experiencia inolvidable en el corazón de la ciudad.

    Visitas al Palacio del Obispado

    Adéntrate en la majestuosidad del Palacio Episcopal de Plasencia o Palacio del Obispado, un imponente edificio que guarda en sus muros siglos de historia y esplendor. Con su imponente tamaño, una parte del palacio se abre a los visitantes, ofreciendo la oportunidad de maravillarse con su arquitectura y explorar sus espacios históricos. En contraste, otra parte del edificio alberga los servicios administrativos de la diócesis de Plasencia, preservando el legado religioso y cultural de la región.

    El patio del Palacio Episcopal es visitable de manera gratuita1 de lunes a viernes de 10:00 a 13:30

    (1) Información extraída de la página web del Excelentísimo Ayuntamiento de Plasencia

    Cerca del obispado, se encuentran:

    Si necesitas información adicional, no dudes en visitar nuestro menú principal sobre Qué ver en Plasencia